Amused to Death

amused to death

Nunca he sido un enorme fanàtico de Pink Floyd, reconozco en ellos grandiosos aportes a la escena sinfònica-progresiva de los 70’s y lo admito, tengo en mi colecciòn privada diversas versiones del Dark Side of the Moon y de The Wall, amèn de todo lo demàs de Floyd y aùn asì nunca me he considerado un fanzzz (lèase fansss), debo de confesar mis “favoritismos” màs profundos en esta mañana y decir que hay un disco en particular de Roger Waters (ex vocal de Floyd ignorantes) que me mueve las màs ìntimas entrañas, y es el “Amused to Death” en mi muy personal opiniòn la obra cumbre de Waters, un disco que se presenta fresco, con unas lìricas que envidiarìa cualquiera y una producciòn que sobrepasa los lìmites de mi propia comprensiòn. No està de mas decir que el guitarrista que lo acompaña en esta empresa no es ni màs ni menos que el buen Jeff Beck, con ese caòtico rasgueo y ese toque tan personal en el instrumento (para chuparse los dedos y algo màs, cada quièn sus gustos ¿no?, y ademàs ùltimàdamente este es mi blog y escribo lo que se me pega la regalada gana).

Como les venìa diciendo la completa grabaciòn no es màs que un disco conceptual (eso no se los habìa dicho verdad pero se los digo, CONCEPTUAL, denle click a la palabra si no saben què es eso brutos), haciendo una crìtica hacia los sistemas polìticos occidentales, enfocàndose primordiàlmente en el trabajo de los medios masivos y en el “american way of life”, Waters toma unas cucharadas de inspiraciòn del libro de Neil Postman llamado “Amusing ourselves to death”, pero no nos adentremos en relaciones e influencias que aburriràn al lector, como decìa mi abuela Francisca -a lo que te trunje chencha!-.

La imagen que Waters quiere plasmar no es otra que la de un mono sentado frente a un televisor (vèase imagen de arribita, encabezado, upper page, etc), cambiando canales en un “random mode” encontrando en ellos lo que serìa la visiòn del mundo a travès de un monitor, encontrando en cada sintonìa o canal una realidad distinta. Harè una paupèrrima introducciòn al disco en cuestiòn, nada màs para que su bosque de deseos personal florezca con esto y le den download inmediàtamente en el link de abajito. La magia comienza justo despuès de pushearle el play a sus reproductores, la guitarra de Beck comienza a hacer bosquejos y la voz de Alf Razzell un soldado de la primera guerra mundial relatando còmo encontrò y abandonò a Bill Hubbard un compañero de guerra (The ballad of Bill Hubbard) una de las imàgenes màs tristes que he recreado en mi mente con algùn disco, para los impàvidos lectores les dejo el extracto de la entrevista que aparece en el disco (de preferencia bàjense el disco y la leen mientras la escuchan):

“Two things that have haunted me most are the days when I had to collect the paybooks; and when I left Bill Hubbard in no-man’s-land.”

“I was picked up and taken into their trench. And I’d no sooner taken two or three steps down the trench when I heard a call, ‘Hello Razz, I’m glad to see you. This is my second night here,’ and he said ‘I’m feeling bad,’ and it was Bill Hubbard, one of the men we’d trained in England, one of the original battalion. I had a look at his wound, rolled him over; I could see it was probably a fatal wound. You could imagine what pain he was in, he was dripping with sweat; and after I’d gone about three shellholes, traversed that, had it been…had there been a path or a road I could have done better. He pummelled me, ‘Put me down, put me down, I’d rather die, I’d rather die, put me down.’ I was hoping he would faint. He said ‘I can’t go any further, let me die.’ I said ‘If I leave you here Bill you won’t be found, let’s have another go.’ He said ‘All right then.’ And the same thing happened; he couldn’t stand it any more, and I had to leave him there, in no-man’s-land.”

Y con estas voces que no hablan màs que de la triste realidad llamada “guerra” comienza esta jornada musical, seguida de 14 maravillas mas, todas sin desperdicio alguno, quisiera desenvolverles este disco como quien desenvuelve la ropa vieja del armario buscando esas monedas perdidas, pero deseo de corazòn que sean ustedes los que encuentren estas perlas, los mensajes ocultos hacia Kubrick (sì Kubrick el director de cine, ya que el muy perro no quiso regalarle a Waters un par de sonidos de “Odisea en el espacio” para incluirlos en el disco, es por ello y sòlo por ello que deseo que su alma se estè retorciendo en el mismìsimo infierno en estos momentos), pero no ofendamos a los muertos, dejemos que nuestros oìdos juzguen y que el cambio de canales que el pequeño mono realiza marquen una sonrisa en sus labios o en el mejor de los casos (que es el mìo) que las làgrimas recorran sus ojitos mientras la voz de Waters dice: won’t you shed a tear for my yellow rose, my yellow rose in her blodstained clothes…

 ESTIMADO LECTOR! DESCARGUE EL DISCO (pirata) EN ESTE SITIO: AQUI

Ahì donde decìa AQUI! tenìan que darle click! ¿què demonios hacen en esta lìnea?

dejavroom (roger waters – watching TV)

~ by dejavroom on July 6, 2007.

4 Responses to “Amused to Death”

  1. excelente andaba buscando ste disco ya habia leido tu blog pero nunca habia comentado. me gusta como escribes. eres musico tambien lei.

  2. Con cep tual!!! en serio. beck comosiemrpemagnifico

  3. Jeff Beck es lo que yo llamo… Una vergota (sin màs ni menos).

    Gracias Jorsevil por pasarte por este sitio. Es un placer.

    dejavroom

  4. De la puta madre este disco, casi me da un infarto cuando lo escuche en concierto

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

 
%d bloggers like this: